Taiwán dona US$200.000 para ayudar a Vietnam a reducir pobreza

El Gobierno de la República de China (Taiwán) donó 200 mil dólares americanos a una organización no gubernamental de los Estados Unidos el miércoles 23 para financiar la implementación de un proyecto de cultivo de setas en Vietnam con el objetivo de reducir la pobreza de los campesinos de ese país del Sudeste Asiático.

En representación de su Gobierno, Kao Jen-chuan, director de la Oficina Económica y Cultural de Taipei en Nueva York, le hizo entrega de los mencionados fondos al presidente del Instituto Humpty Dumpty (HDI, siglas en inglés), William J. Rouhana, en el curso de la ceremonia de donación que tuvo lugar en la mencionada oficina representativa de Taiwán.

Haciendo uso de la palabra en dicha ocasión, Rouhana dijo que su instituto había estado colaborando con el Gobierno de la República de China para promover el proyecto de cultivo de setas en Vietnam con el fin de mejorar el nivel de vida de las familias afectadas por las bombas residuales sin explotar que qudaron al término de la Guerra de Vietnam.

El proyecto en mención no sólo ha mejorado efectivamente la vida de los campesinos vietnamitas afincados en las zonas afectadas por las municiones no explotadas, sino que también ha ayudado a ese país a acelerar su desarrollo económico y social, expresó el máximo ejecutivo del HDI, una organización sin fines de lucro.

Por su parte, Kao dijo que el Gobierno de la República de China había estado participando activamente en el mencionado proyecto desde el año 2009, añadiendo que en los últimos tres años, Taiwán había ofrecido los fondos y equipos necesarios para la promoción del mismo plan en Vietnam, así como los entrenamientos necesarios para el cultivo y mercadeo de las setas.

"Nuestro país seguirá apoyando este proyecto para hacer mayores aportaciones al programa de las Naciones Unidas para la erradicación de la pobreza", añadió el diplomático taiwanés.

Durante la Guerra de Vietnam, que ocurrió entre 1964 y 1975, la Fuerza Aérea de EE.UU. lanzó cerca de 1,50 millones de toneladas de diferentes bombas, estimándose que unas 150 mil toneladas de ellas no explotaron después de haber sido lanzadas a tierra.

En el transcurso de los últimos 35 años, unos 100 mil residentes vietnamitas han resultado heridos, mutilados o han perdido sus preciosas vidas al haber hecho contacto descuidadamente con las municiones sin explotar, según las estadísticas compiladas por las autoridades competentes de Vietnam.

(Por Leaf Yeh y Luis Huang)
Enditem

0 comentarios:

Publicar un comentario